0248-5210096
redaccion@wakanoticias.com

La oficina de epidemiología de la Dirección de Salud en Amazonas mantiene el alerta para evitar la propagación de los casos de difteria

Puerto Ayacucho.- A través de varios estudios médicos realizados a varios casos sospechosos la oficina de epidemiología de la Dirección Regional de Salud confirmó siete casos de difteria en la capital de Amazonas, situación que encendió las alarmas para que se multiplicaran las jornadas de vacunación en zonas vulnerables de la capital y comunidades indígenas de los municipios del interior.

Miguel Hernández coordinador de esta dependencia de salud a nivel nacional, se refirió a que estas siete personas se mantienen cumpliendo tratamiento, además precisó que clínicamente han sido descartados varios casos sospechosos, por lo que se mantiene el alerta por el alto riesgo que existe a que se propague la enfermedad por el bajo número de vacunas que existe en la actualidad.

“Epidemiológicamente estos casos están confirmados sumando el criterio clínico y de laboratorio, hemos tenido muchas complicaciones al momento de enviar las muestras a Caracas y por el tiempo han perdido vigencia porque han caducado para procesarlas como se debe y son descartadas. Estamos en alerta ante esta situación, ya tenemos la experiencia porque el año pasado se confirmaron cuatro casos. Seguiremos haciendo los bloqueos” sostuvo Hernández.

El funcionario de salud hizo énfasis al decir que estos casos estaban vinculados a personas provenientes de otras ciudades del país; Barquisimeto, Valencia y Caracas.

Puntualizó que la difteria parte de un grupo de enfermedades que según sus palabras lo denominan “inmunoprevenibles” y le hizo el llamado a la población a que asista a los ambulatorios más cercanos a exigir la vacuna.

El también adjunto a la Dirección de Salud en la entidad expresó: “El sistema de salud está muy activo aplicando los mecanismos correspondientes para evitar que esta enfermedad se propague. Desde el sistema de salud reconocemos la muy baja cobertura que hay con las vacunas en especial con la pentavalente. Seguiremos colocando nuestros esfuerzos para que los casos no se incrementen”.

Los diferentes ambulatorios rurales y urbanos mantienen las puertas abiertas de lunes a viernes como medida preventiva de acuerdo a lo manifestado por el titular de epidemiología, sin embargo se ha podido observar que varios dispensarios ubicados en los barrios permanecen cerrados por falta de médicos y enfermeros.

Sobre este tema apuntó que harán una revisión para corregir las fallas. Paludismo y dengue latentes La malaria sigue siendo una de las enfermedades que se ha ido acentuando con mucha fuerza en los últimos tiempos en el estado Amazonas, los mismo ocurre con el dengue según las estadísticas oficiales presentados por el coordinador de epidemiología Miguel Hernández, quien se mostró muy preocupado ante las precarias condiciones que presenta el sistema de salud en la región amazónica.

Informó que se está implementando el trabajo regular con las jornadas de fumigación en los barrios y la entrega de tratamientos para aquellos que resulten con malaria, reveló que entre las estrategias implementadas está la entrega de mosquiteros para camas que vienen impregnados con químicos. Se escogieron nueve áreas de riesgos en el casco de la ciudad donde se presentan altos índices de sospechas de paludismo y dengue.

Notables deficiencias

Son evidentes las deficiencias que presenta el sistema de salud en Amazonas y que fue reconocido por Miguel Hernández, donde la falta de vehículos ha sido el principal problema para realizar las jornadas de vacunación en las comunidades indígenas, así como las de fumigación. Reiteró que José Moreno como nueva autoridad única de salud buscará unir esfuerzos para ir solventando.

Redacción Mickey Veliz - ElPitazoFinal

Luoly CA